Puntos con los que se finaliza un bordado

91 641 80 04
Puntos con los que se finaliza un bordado

Desde nuestra experiencia en el bordado publicitario en Madrid centro hemos dedicado algún artículo de este blog a presentarte algunos de los puntos más utilizados en el bordado tradicional. Hablamos hace algún tiempo del pespunte, del punto de tallo, del punto lanzado, del de cadeneta… Y, a pesar de que nos dejamos muchos en el tintero, por lo que en próximos artículos volveremos sobre ellos, vamos a detenernos hoy en los puntos más utilizados para culminar un trabajo: los puntos de remate.

Pese a ser los últimos que se realizan, los puntos de remate son los que primero examinan los expertos cuando analizan la calidad de un bordado publicitario en Madrid centro. A tenor de las posibles imperfecciones que pueda observar su mirada experta, el bordado realizado tiene más o menos posibilidades de deshacerse con cierta facilidad.

Las vainicas son unos puntos de remate muy vistosos. Se llama vainica al hecho de sacar algunas hebras del tejido trabajando, en el caso de la vainica simple únicamente en la parte inferior de la labor, Cuando se trabaja en tanto en la parte inferior como en la superior hablamos entonces de una vainica doble.

Otro de los puntos de remate más vistosos son los cordones, fundamentalmente el vertical y el inclinado. En ambos casos se trata de puntadas muy juntas unas de otras en las que la aguja se introduce siempre desde arriba hasta abajo en sentido completamente vertical en el primer caso y con una cierta inclinación, siempre la misma, en el segundo caso.

Probablemente el punto de remate más sencillo de todos sea el festón, aunque también es cierto que puede ser el más inestable y por eso, en los trabajos que realizamos en Bordados Tecnibor, S.L. sea el menos utilizado.